Coronavirus (COVID-19): consulta toda la actualidad en la página web oficial Saber más

Nevus o Lunares

Especialidad en Cirugía Pediátrica

Los nevus o lunares son lesiones pigmentadas de frecuente aparición en los niños. Suelen aparecer durante la infancia o la adolescencia sin causa conocida, crecen con los pacientes o tienden a oscurecerse. No suelen generar complicaciones pero es importante que lo revise un dermatólogo para descartar un posible melanoma.

Tipos de nevus más frecuentes: 

  • Nevus melanocitico, el lunar común
  • Nevus congénito, lunares o marcas de nacimiento
  • Nevus displásico, aquellos lunares de gran tamaño que tienen una forma irregular y presentan más de un color
  • Nevus spitz, lunares que parecen protuberancias, normalmente de color rosa

 

Los nevus o lunares no deberían presentar síntomas, ya que cuando son inofensivos sólo se detectan por su aspecto. Cuando un nevus duele, pica o sangra, es porque puede tratarse de un melanoma y el dermatólogo deberá inspeccionarlo y en muchos casos extirparlo para descartar un problema de salud.

 

Los lunares o nevus se producen cuando los melancocitos, las células productoras de pigmento de la piel, crecen en grupos. La exposición al Sol influye en su aparición y en su forma y tamaño. Normalmente las personas con piel más blanca y sensible presentan más lunares que las pieles más morenas, y deben protegerlos del Sol.

 

Para prevenir es importante vigilar la exposición al Sol puede prevenir la aparición de algunos tipos de nevus.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al seguir navegando acepta su uso. Política de cookies